Lencería femenina

La marca de lencería femenina más afamada del mercado es, sin duda, Victorias’s Secret, empresa que se inició en una modesta localidad de California llamada Stanford hace más de treinta años.

Todo empezó por la timidez de su creador Roy Raynolds, quien consideraba que los hombres pasaban muchos apuros cuando querían comprar algún conjunto de ropa interior a sus mujeres, y pensó que tenía que haber una forma distinta de comercializar estas prendas.

Unos meses después abrió una tienda con dependientes amables y sonrientes que encontraban fácilmente lo que el cliente les solicitaba, de acuerdo con las indicaciones recibidas. Además sus diseños eran novedosos y las prendas de muy buena calidad y gran colorido, por lo que su éxito fue inmediato.

Al poco tiempo se sumaron más tiendas, y después de cinco años su fundador vendió la compañía a la empresa The Limited. Su fundador y Victoria’s Secret tomaron caminos distintos, el primero fracasó en los negocios que emprendió posteriormente y se suicido en 1986.

La segunda siguió su camino de crecimiento de la mano de The Limited, y en 1995 comienza con los desfiles, que lograron un éxito mediático sin precedentes en Estados Unidos, que se consolidaba año tras año.

Después llegaron las retransmisiones al mundo, pero a pesar de que algún que otro escándalo hizo temer por su continuidad, estos desfiles no dejaron de realizarse.

Ahora Victoria’s Secret ha agregado a su línea de ropa interior, bolsos, cosméticos, paraguas, llaveros y carteras; tiene más de mil tiendas en su país, abrió otras en los Emiratos Árabes Unidos y en Kuwait, y su facturación llega a los tres billones de dólares anuales.

Deja un comentario

Puedes usar HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>