Hamburguesas bajas en grasa

Tenemos la idea de que las hamburguesas son un producto muy calórico al que debemos de renunciar si queremos llevar una dieta saludable y equilibrada. Sin embargo, esto no es así en absoluto. Comer hamburguesas puede ser tan saludable como comer el mejor trozo de ternera y se puede hacer sin tener que añadir a la dieta ninguna caloría extra.

Para empezar, al comprar carne envasada, en este caso hamburguesas preparadas, hay que leer las etiquetas con sumo detenimiento. En ellas se indican los ingredientes y también los valores del producto. Cuando se compran hamburguesas hay que fijarse que el ingrediente principal sea la carne de ternera y que esta sea al menos el 80% del producto. El 20% restante pueden ser especias, agua y algún producto que se utilice para conseguir que la carne quede apelmazada y no pierda su forma.

Fíjate en los porcentajes de grasa

Lo siguiente en lo que hay que fijarse es en el porcentaje de materia grasa. Si tiene un porcentaje inferior al 15% se está utilizando una parte de la ternera magra y de calidad. Un porcentaje de grasa de entre el 10% y el 15% en unas hamburguesas de ternera no solo está bien, es que es recomendable para que la carne tenga un sabor adecuado y sea jugosa.

Si cumple estos requisitos estaremos hablando de unas hamburguesas de muy buena calidad. A mayores podemos pedir que cumplan otros requisitos, como por ejemplo que no lleven gluten.

La preparación de la carne

A la hora de preparar las hamburguesas también debemos de tener cuidado para no añadir aquí las grasas y calorías que no lleva la carne. Para empezar, no debemos de comerlas en pan. Hay quién cree que hamburguesa es un término que se refiere al bollo y a la carne, pero no es así. Es solo la carne y se puede comer sin tener que mezclarla con nada más.

Cocínala a la plancha, tan solo dándole una pincelada de aceite de oliva a la sartén, ya que con la propia grasa que suelte la carne será suficiente para que no se pegue. Hazla a fuego lento para que se haga de manera uniforme y vaya soltando jugo, pero no la hagas demasiado o acabará estando muy seca.

Por último, cómela acompañada de una menestra de verduras. Puedes añadir un poco de kepchup o incluso una lonchita de queso bajo en grasa para que se funda sobre la carne. Te encantará y estarás comiendo muy sano.

Deja un comentario

Puedes usar HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>